El verso de Marco Valerio Marcial 6.

cronista

Musa 3

  El verso de El verso de Marcial


Libro 1. LXII (Dist.)


Cásta nec antiquís cedéns Laevína Sabínis 
      ét quamvís tetricó / trístior ípsa viró 
     dúm modo Lucrinó, modo sé permíttit Avérno, 
      ét dum Baianís / sáepe favétur aquís,
  5  íncidit ín flammás: iuvenémque secúta relícto 
       cóniuge Penelopé / vénit, abít Helené.

Levina es tan casta que no cede el puesto a las antiguas sabinas,
y es incluso más triste que su tétrico esposo.
Mas en cuanto llega al lago Lucrino, en cuanto llega al lago Averno
y en cuanto se baña a menudo en los mares de Bayas
se arroja a las llamas del deseo, y tras de haber perseguido a un joven
-olvidado ya su marido-, la que vino cual Penélope, se marcha hecha una Helena.

     

El verso de Marcial 6
El verso de MARCIAL Siguiente Página
Siguiente Página

Inicio


Cronista pie

©2004 El Cronista de la red