Se puede empezar por aquí

Cronista
Se puede empezar por aquí...
iglesia de San Fernando
 
a pasear... o por cualquier otro de los parajes que recorre y construye el Canal Imperial de Aragón. Pero este tramo de la ciudad de Zaragoza, entre el Paseo de Renovales y la Quinta Julieta, es del que puedo y quiero hablar hoy, que es todo ya tan distinto.
 
Nunca hubo aguas azules, sino barro. La realidad es terca. A lo largo de una de las orillas crecieron en tiempos las villas estivales de recreo. En la otra, muchos años más tarde se instalaron las chabolas donde malvivían los gitanos. Ya no quedan ni unas ni otras. Queda el barro, ciertamente, y el porvenir.
 
aguas de barro

anterior

posterior

Volver a la portada de El Cronista

Pulsa en el icono para ir a portada

©2000 El Cronista de la red